ASEMFO publica el 'Manual del Arte de la Gestión de Servicios en Agua Forestal'

La Asociación Nacional de Empresas Forestales (ASEMFO) acaba de publicar el Manual del Arte de la Gestión de Servicios en Agua Forestal, que sintetiza el esfuerzo de dos años de reflexión sobre cómo poner en marcha una actividad profesional o empresarial en este nicho de negocio. La organización indica que este manual está realizado “bajo un enfoque en el que los caudales regulados, consumidos o circulantes por frondas y estructuras vegetales se eligen como la variable principal para planificación y gestión. Este punto de vista constituye la esencia de su propuesta de valor empresarial y profesional así como del valor diferencial de la carta de servicios en Agua Forestal”.

Los contenidos de este manual (que se puede descargar solicitándolo en el siguiente formulario) se centran en aquellos temas que los promotores de la iniciativa han considerado de mayor utilidad para estos fines, así como en una serie de reflexiones llamadas “pinceladas para la gestión”, que han ido surgiendo como resultado de la elaboración del manual y de las labores de tutoría de los cursos de formación del proyecto de Agua Forestal II.

Los nuevos contenidos responden a temas como las necesidades de Agua Forestal en tierras forestales; funcionamiento de cuencas hidrológicas mediterráneas; fomento de la biodiversidad; aplicación en evaluación de impacto ambiental; incorporación de estudios y conocimientos científicos; cálculos de escorrentía anual; planes de negocio; decálogo empresarial; estrategia de ventas, etc. Son el material que cementa este estudio al que ASEMFO ha procurado incorporarle un punto de vista profesional y empresarial, compatible con una forma de expresión didáctica y divulgativa.

Nueva visión empresarial

“Las pinceladas las hemos redactado como recomendaciones directas pensadas para un lector potencial que quiera trabajar en Agua Forestal. Aportan una visión empresarial a los aspectos contenidos en nuestra primera publicación, Fundamentos y prontuario de actuaciones para la producción de agua en tierras forestales”, señala ASEMFO en un comunicado, en el que destacan que han buscado “la motivación y sobre todo la interpelación directa. De hecho, entendemos sus recomendaciones como una invitación al debate y la reflexión previa a su rechazo o aceptación. Sabemos que lo que para nosotros pueden ser conclusiones que dejan un pequeño margen para la duda, para el resto de profesionales del agua o de lo forestal, pueden ser planteamientos aún por contrastar e incluso ajenos a sus conocimientos clásicos”. A este respecto, la asociación precisa que su labor  “no ha sido otra que acumular información y contenidos coherentes con los planteamientos de Agua Forestal”.

Función provisoria de agua de las masas forestales

En su comunicado, ASEMFO indica: “No aspiramos a ser otra cosa más que un amplificador de la función provisoria de agua de las masas forestales, así como unos reductores de las distancias existentes entre el mundo del conocimiento y la investigación y las empresas de servicios, obras y suministros del sector de Agua Forestal. Creemos que este hecho nos puede ayudar a incorporar valor añadido a la propuesta empresarial, frente a la estrategia dominante de liderazgo en precios que está adquiriendo niveles preocupantes. En la medida que lo consigamos nos consideraremos recompensados por nuestros esfuerzos”.

Esta organización confía en que este Manual práctico para pymes y autónomos guíe a los técnicos especialistas en el modo de incorporar  la Gestión de Agua Forestal en sus ofertas de servicios.

Sobre el Proyecto Agua Forestal II

Desde el 1 de junio de 2014 hasta el 31 de enero de 2015 ASEMFO ha llevado a cabo el Proyecto Agua Forestal II, una acción gratuita cofinanciada por el FES, y que ha contado con el apoyo del MAGRAMA, a través de la Fundación Biodiversidad dentro del Programa Empleaverde. “La positiva experiencia del anterior proyecto Agua Forestal I nos llevó a proponer su continuación y desarrollo en una nueva etapa”, indican desde ASEMFO.

Las Comunidades Autónomas elegidas para la ejecución del proyecto, Extremadura y Castilla-La Mancha, tienen importantes superficies forestales. En el caso de Extremadura, es superior al 65% del territorio y, en Castilla-La Mancha, superior al 44%. Ambas se caracterizan por su clima mediterráneo, con sequía estival, muy limitante para el crecimiento vegetal y en el que el agua es el factor clave tanto desde el punto de vista ecológico como económico. Los destinatarios de este proyecto pertenecen a sectores económicos de producción primaria, esto es, forestal, ganadero, y agrario; siendo algunos de ellos propietarios o gestores de tierras de carácter agroforestal.