El COITF reclama a la Administración “planificación y agilidad en los trabajos de recuperación de terrenos quemados”

150809 Incendio Acebo Caceres

El Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos Forestales y Graduados en Ingeniería Forestal emitió ayer una nota de prensa en la que afirma que “la recuperación de los terrenos quemados tras un gran incendio es la gran olvidada de las actuaciones forestales de la Administración Pública”. El colectivo profesional señala que los incendios forestales de grandes dimensiones tienen graves consecuencias para el patrimonio natural (vegetación, fauna, suelo, etc.) y para el tejido socioeconómico (infraestructuras, economía, paisaje, etc.) del medio rural, pero añade que “el verdadero drama ecológico, económico y social comienza después del incendio. Es necesario planificación y agilidad en la ejecución de los trabajos de recuperación de los terrenos quemados. Sin embargo, las administraciones públicas, como principales promotoras de la recuperación, no disponen de mecanismos ni de voluntad para desarrollarlos”, indican en el referido comunicado.

El Colegio precisa que “cuando un monte se quema se desencadena una serie de procesos cuyos efectos y consecuencias es necesario evaluar antes de acometer cualquier trabajo de restauración. Cada incendio es diferente en función de su intensidad, de la superficie recorrida por el fuego, por las características del medio sobre el que se ha producido y las condiciones del propio entorno socioeconómico. Por tanto, serán diferentes los efectos sobre la fauna y la flora silvestre, el suelo, el paisaje y el tejido socioeconómico, por lo que las medidas a adoptar para restaurar cada zona incendiada deben ajustarse a cada caso”.

La organización no se limita a denunciar lo que, a su juicio, son limitaciones de las Administraciones públicas, sino que además señala las actuaciones que considera necesario se deberían llevar a cabo para recuperar un terreno quemado siguiendo unos principios básicos. Puede acceder a la nota completa aquí.