La aplicación informática 'MICO' incorpora la solicitud telemática de parques micológicos y estrena un visor SIG de terrenos regulados

La publicación del Decreto 31/2017 por el que se regula el recurso micológico silvestre en Castilla y León puso de manifiesto el interés de la administración autonómica en este recurso, potencialmente muy relevante en una Comunidad en la que en torno a la mitad de su territorio es superficie forestal, y donde se han identificado más de un millar de especies de hongos silvestres.

El Decreto destaca por su singularidad la figura de  Parques Micológicos, como una oportunidad para el desarrollo turístico de los territorios productores de hongos. La administración autonómica fomenta la creación de estos parques, que deberán tener una extensión superior a 10.000 hectáreas y ser solicitados por los propietarios en zonas de especial interés para el aprovechamiento del recurso, incluida su vertiente turística.

Hasta ahora, los titulares micológicos podían declarar y modificar de forma totalmente electrónica sus Acotados Micológicos. Ahora la aplicación informática MICO, también permite solicitar electrónicamente la creación de Parques Micológicos.

Además se ha puesto a disposición de los ciudadanos y, fundamentalmente para los recolectores de setas, un Visor SIG donde se pueden visualizar los Acotados y Parques Micológicos existentes   lo que facilita el saber si el recolector se encuentra en una zona regulada o no.

La consejería de Fomento y Medio Ambiente puso  a disposición de los titulares de terrenos con aprovechamientos micológicos la aplicación informática MICO en noviembre del pasado año para la realización de los trámites administrativos requeridos por la normativa. En un primer momento MICO facilitaba tramitar la Declaración Responsable de Acotado y  ofrecía un potente visor SIG que permitía la carga rápida y eficaz de las superficies a acotar, tanto de recintos SIGPAC como de Montes de Utilidad Pública.

Con esta actualización, la Junta avanza en su acercamiento a los interesados en la explotación y aprovechamiento de este importante recurso y pone a su disposición una herramienta para facilitar a los propietarios de estos terrenos su relación con la administración.

La campaña micológica de otoño de 2019 se puede considerar como muy buena en términos de producción generales en toda la comunidad, destacando las producciones de Boletus en Soria, Ávila y Segovia; y seta de cardo en todas las provincias. Aunque tardías, también han sido importantes las producciones de níscalos en los pinares de Palencia, Valladolid y Segovia.

Desde la entrada en vigor de la norma, se han declarado unos 146 acotados micológicos con una superficie total que supera las 650.000 ha, superficie cercana a la provincia de Segovia. En cuanto al número de permisos emitidos en los acotados, que todavía son provisionales, puesto que los titulares micológicos disponen hasta el 31 de Enero de 2020 para presentar las Comunicaciones anuales de actividad, en la anualidad 2019 se habrían emitido más de 60.000 permisos, de los cuales unos 4.000 serían de carácter comercial. 

Estos datos confirman la relevancia social y territorial del aprovechamiento micológico en Castilla y León. Antes de la próxima campaña otoñal, la Consejería de Fomento y Medio Ambiente publicará la Orden de desarrollo del Decreto.