La Diputación "cosecha" las primeras trufas negras en una plantación experimental instalada en Aspariegos

Casi 11 años después de que se realizara la plantación de quejigos y encinas micorrizados con trufa negra por parte de Diputación de Zamora en una parcela del Ayuntamiento de Aspariegos, hace un par de semanas, durante una prospección con perros truferos, se cosecharon las tres primeras trufas de las que existe constancia en Zamora.

En la prospección participaron la ingeniera forestal de la Diputación provincial, Berta Martín, y el especialista en hipogeos - hongos que fructifican bajo tierra-  Julio Cabero, acompañados por Balto, un perro de aguas adiestrado para la recolección de este tipo de hongos.

Al tratarse de una especie como la trufa que no habita de forma natural en la provincia, su cultivo suponía un reto y un riesgo importante. Por otra parte, al ser ésta una campaña nefasta para la trufa en las zonas productoras, parecía altamente improbable que se produjera cosecha este año, pero contra todo pronóstico, no fue así y los técnicos se encontraron con la gran noticia de que Zamora puede producir trufas trabajando la micorrización, como viene haciendo el área de Agricultura de la Diputación Provincial desde hace años.

Plantaciones en otras diez localidades de la provincia

La planta se había micorrizado en el Vivero Provincial de la Diputación de Zamora, dentro de un programa de inoculaciones realizado al amparo de un convenio con la Universidad de Valladolid, en el que participó el profesor Juan Andrés Oria de Rueda Salgueiro. Fue plantada con los escolares de Aspariegos con motivo de la celebración del Día Forestal Mundial de 2007 y una vez instalada la parcela, de 2,5 has,  el Ayuntamiento fue el que continuó con las tareas propias de mantenimiento de este cultivo (podas, riegos, laboreo, etc.).

Además de ésta plantación, desde 2006 la Diputación de Zamora ha realizado otras plantaciones más, así como el seguimiento y asesoramiento técnico en truferas de otras localidades como Zamora, Fuentesaúco, Venialbo, Morales del Vino, Villavendimio, La Bóveda de Toro, La Torre del Valle, Morales de Toro, Toro y Moreruela de los Infanzones; ya sea directamente o mediante la línea de subvención de planta micorrizada con trufa de Diputación de Zamora, que se ha materializado en los años 2014, 2016, 2017.

La trufa, un hongo lento en comenzar producir

El comienzo de producción de la trufa en parcelas micorrizadas se estima en torno al octavo o décimo año, por ello, los últimos años se han realizado muestreos con perros adiestrados, toma de muestras de las micorrizas de las raíces, identificación de muestras en laboratorio y análisis de ADN, con el fin de seguir la evolución de la plantación. Fruto de estos estudios realizados al amparo del convenio firmado con la USAL por el Dr. José Sánchez (director de CIALE) y la Dra. Silvia Romo, se comprobó la existencia en la parcela de Tuber melanosporum (trufa negra de invierno) y se descartó la de otros hongos del mismo género como Tuber brumale y Tuber indicum (trufa china).