Organizaciones ecológicas y sociales piden a las Administraciones públicas que compren productos certificados por sistemas legales

La Unión Europea ha puesto en marcha el proceso FLEGT para detener el comercio ilegal de la madera

Las organizaciones ecologistas y sociales piden a las Administraciones públicas que exijan el sello FSC en sus compras para evitar la tala ilegal que contribuye a la deforestación, causa la pérdida de biodiversidad y que incumple la ley. Por este motivo exigen medidas urgentes consistentes en el desarrollo y aplicación de políticas de compra responsable de madera y papel en las que se ofrezca prioridad a productos certificados por sistemas legales y rechacen productos de origen insostenible, ilegal o desconocido.

La propia Unión Europea, consciente de la magnitud del problema ha puesto en marcha el proceso FLEGT para detener el comercio ilegal de la madera a la vez que recomienda a los estados miembros que desarrollen políticas de compra legal de productos forestales.

Fuente: Portal del Medio Ambiente
Enlace: http://www.portaldelmedioambiente.com/html/gestor_noticias/vernoticia.asp?id=3489